Autoescuela La Milagrosa

El consumo de estas sustancias o combinadas producen alteraciones en los individuos (sensación de euforia, alteraciones en la percepción, somnolencia, fatiga, alucinaciones, mareos, visión borrosa, alteración de los colores, agresividad, etc) que afectan negativamente a la conducción y que dan lugar a errores que propician el aumento del riesgo y que se produzca el accidente.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Las sanciones

 

La normativa establece para conductores que den una tasa de entre 0,25 y 0,50 miligramos por litro de aire expirado, la sanción es de 500 euros y la pérdida de 4 puntos. Cuando se trate de conductores reincidentes que ya hubiesen sido sancionados en el año inmediatamente anterior por dar positivo en alcohol, la sanción es de 1.000 euros y la detracción de 6 puntos. Estas mismas sanciones son aplicadas a los conductores que son denunciados por circular con más de 0,50 miligramos de alcohol por litro de aire expirado.

En el caso de las drogas, la ley prohíbe conducir con cualquier presencia de droga en el organismo, quedando excluidas las sustancias que se utilicen bajo prescripción facultativa y con finalidad terapéutica. Esta infracción, catalogada como muy grave, tendrá una sanción de 1.000 euros y la retirada de 6 puntos. Además de la sanción administrativa, el Código Penal recoge en su capítulo IV los delitos contra la Seguridad Vial, entre los que se incluye la conducción con exceso de alcohol o bajo la influencia de drogas, cuyas penas van de 3 a 6 meses de prisión, o mutas de 6 a 12 meses de trabajo en beneficio de la comunidad y privación del derecho a conducir de 1 a 4 años.